jueves, noviembre 19, 2009

ALREDEDOR DE UN HÉROE

A veces me pregunto cómo habría sido mi vida si el destino no hubiera desviado mi futuro, ¿sería así como soy hoy? No creo. La fortuna me sonrió, quiso que yo no corriera la suerte de otros, esos que no tienen salida y se prostituyen para llevarse un plato caliente a la boca. O el que acaba tirado con una jeringuilla en el brazo por culpa de las malas compañías… Mis amigos son maravillosos y lo único que me han dado ha sido felicidad.
Tampoco he mendigado amor como el niño que implora “llévame a tu casa” y crece sin calor, como uno más al que nadie adopta porque ya es mayor, tiene un carácter difícil o porque no tiene los ojos color canela… No, a mí me quisieron al primer instante de conocerme, incluso enferma y con ojo más muerto que vivo; quizá por eso terminó sanando y hoy ve caer la lluvia en la ciudad.
He tenido suerte hasta con la persona con la que me comprometí un día en construir un futuro juntos… No me pega, no me amenaza ni vivo a su lado con el miedo cosido al cuerpo. Él me respeta, me ama.
Tampoco he tenido que abandonar a mis hijos como muchas mujeres para buscar el sustento a miles de kilómetros y no verles crecer esperando que alguien te preste una webcam para que te vean mover y escuchen tu voz…, esos niños que cuando vuelves no te reconocen. No, yo no. Les veo crecer, les riño, a veces les educo, otras, les maleduco pero, sobre todo, les tengo al alcance para abrazarles.
He tenido suerte porque siempre he encontrado trabajo. Es cierto que nunca he destacado en nada ni llegaré a ser gran cosa, pero la fortuna me acompaña porque me gusta mi trabajo y me siento útil.
Tengo suerte porque alguien cada día me enseña a sonreír cuando aún sientes los ojos llenos de legañas.
Soy una persona como tú o como aquel al que no vemos el rostro ni sabemos quién es. Es lo mismo, todos somos héroes alrededor de una vida tratando de estrecharla y ver la chispa que sacude cualquier instante en el que nos sentimos uno más entre millones de seres.
… Este ejercicio de auto-evaluación deberíamos hacerlo todos de vez en cuando para recordar a los que no reconocemos y corrieron peor suerte que nosotros…

14 comentarios:

Concha Signes dijo...

Hola Mª Angeles, me gusta mucho entrar en tu blog y ver tus escritos.
Gracias también por las recomendaciones de otros blog interesantes.
Mi blog no tiene nada que ver con escritos, pero si esta muy vinculado a la literatura y el arte.
Saludos
Concha

joselop44 dijo...

Tienes razón, somos unos privilegiados y apenas tenemos derecho a quejarnos cuandohay tanta gente a la que le falta lo más básico.
Un abrazo.

Jesús Arroyo dijo...

Y me pregunto yo una cosa... ¿no habrá sido así, no será así por como eres?
Un beso, Cantalapiedra.

SoniCamalea dijo...

Hola cariño!
como siempre tus entradas son de lo mas interesantes y realistas...
totalmente de acuerdo con eso de que somos muy afortunados pero que no lo vemos, pq el ritmo que llevamos hoy dia es tan frenetico que solo nos da la mirada para ver lo que nos va mal.
Es algo que nunca comprendere, siempre puede ir a peor, pq no conformarse y mirar lo que nos va bien en la vida?
un besazo

Felipe dijo...

Somos muy afortunados los que tenemos un trabajo y una familia que con más o menos estrecheces va saliendo adelante

Somos unos 'privilegiados'el levantarnos cada mañana y ver salir el sol sin la tormenta que pueda dañar nuestro corazón


Saludos

roxana dijo...

¿QUE SIGNIFICA LLEGAR HACER GRAN COSA?????, agradeces por un lado y te das con una piedra por el otro!!!!!
se una agradecida por todo lo hermoso que te brindas vos y los otros y ya sos una gran persona, no una cosa grande ni gran cosa ni...ni..ni.. besote!

guillermo elt dijo...

Y sabes que eres así, porque has recibido cariño a lo largo de tu vida, cuando lo has necesitado... a lo mejor, no siempre que tú has querido, pero seguro que sí en los momentos clave.

Que no destacas en nada... Bueno... permíteme un... Ja!... Me gustaría conocer tu entorno a ver que opinan... La gota de agua es la que profundiza en la roca... no un remojón de cubo de agua... Ni siquiera una cisterna volcada entera.

Besicos.

INÉS dijo...

Pues sí, de acuerdo en todo menos en una cosa: eso de no haber destacado en nada ¿cómo se valora?...lo importante es lo que somos no lo que valemos...sólo faltaba!!
bss

TORO SALVAJE dijo...

Si.
Ampliar más nuestra mirada.
Eso ayuda.

Besos.

ROSA dijo...

Hola! Por casualidad encontré tu blog.Me ha gustado mucho el escrito. Yo estudio Trabajo Social y es impresionante ver las vidas que tienen algunos seres.

Besos

atencion al cliente dijo...

De verdad que hoy me encanto leerte la verdad es que si somos bendecidos por Dios muy bendecidos lastima que no todos los dias nos damos cuenta de lo que tenemos, lo que si me paso hoy mientras te leia es que pense en la vida de mi madre la cual sufrio mucho para salir adelante con sus 6 hijos por los que trabajo de sol a sol para darnos lo que necesitabamos, creo que a estas alturas sentira que nadie la amo, creo que nunca conocio la felicidad.

Albino dijo...

No cabe duda que con todos esos ancecedentes, puedes considerarte una afortunada. Enhorabuena
Besos

Luis y Mª Jesús dijo...

Muchas veces hago ese ejercicio de autoevalución y no paro de dar gracias.
Besos

Maria Coca dijo...

Pues si: eres afortunada y muy dichosa. Disfruta de todo porque sabes bien su valor.

Besoss