miércoles, octubre 29, 2008

ELLOS Y ELLAS, O ELLAS Y ELLOS

Me levanté decidida a pedir permiso a los hombres para escribir unas líneas dedicadas a ellas, las mujeres. Sin embargo, al tercer párrafo me di cuenta que no sería justo porque cada vez hay menos distancia en ciertos comportamientos entre ellos y ellas. Entonces hablar de ellas cuando ellos, ya son muchos, hacen lo mismo, es no querer ver las cosas como son. Si el mundo actual destruye algunos valores esenciales para la convivencia, hay otros que nacen, gracias a Dios, como férreos eslabones de igualdad y compromiso.
Me gusta que suene el teléfono de mi mesa y oiga una voz varonil comunicándome que va a llegar tarde, el niño ha devuelto todo el desayuno y ha tenido que volver a casa a cambiarle, o que pidan permiso para salir antes porque ha de asistir a una reunión en el colegio… Ir al supermercado y encontrarme a un ejecutivo con las ojeras hasta el suelo tirando de un carro mientras los hijos corretean por los pasillos.
Sí, ellas ya no están solas, ni son las únicas de un mismo sexo que en vez de oler a Rochas, huelen a vomitado infantil, o llevan la marca de chocolate perdida en un pantalón. Ellos y ellas saben el precio de la lechuga y conocen el esfuerzo que tiene pasar un aspirador cuando lo que te pide el cuerpo es tirarte en un sillón y olvidar que existe un mundo que exige continuamente.
Así que llego a la conclusión que si esta vida es perra, que lo es, también lleva algo implícito que es muy bello: hombres y mujeres tienen cada día más cosas en común y aún se pueden entender mucho más… ¿No es fantástico?

15 comentarios:

María (lady) dijo...

Afortunadamente -aunque a pasito muy lento- lo vamos viendo en las nuevas generaciones.

Dicen que, a quién madruga Dios le ayuda. Y por tu tierra el campo se ha vestido de blanco.
Que tengas un buen día.

juan rafael dijo...

A ver: esos pompones en alto ;)

CHISPITA dijo...

Yo lo que quiero es estar con mi amiga las 11 de la mañana tomando vermú y lo demás que lo haga la Juani o el Juani, me da igual. No te puedes imaginar lo que he rescatado del baúl de los recuerdos sobre nuestros "vermús". ya te lo mandaré. Te quiero.

Adolfo Payés dijo...

la vida es fantástica en todo sentido...bello relato de la realidad cotidiana...saludos

un abrazo

Cristina dijo...

Es maravilloso, y que nos demos cuenta de ello más.

Fenomenal el post

Cristina

Jesús Arroyo dijo...

Hoooola:

Sin entrar en feminismachis...

Cómo me gusta ir a la compra, apretar un tornillo, cambiar un pañal, cambiar una rueda, tender una lavadora (con lo que pesa) y no escuchar aquello de... "tú, que eres más fuerte, sube las maletas"
Besos.

CATI COBAS dijo...

Me parece una muy buena observación, Ángeles. y me gusta que te guste el cambio. Un besito. Cati

JL Martínez Hens dijo...

Poco a poco pero cuesta y lo peor es que las viejas excusas ya no cuelan. Si acaso hacerse el tonto de vez en cuando.

Comunicarte que la colecta para el niño enfermo ya se ha conseguido...

guillermo elt dijo...

Ciertamente, marcas una realidad, pero... pienso, que es solo una parcela aun muy pequeña. Pero bueno, ahí estamos... aunque ni son todos los que están, ni están todos los que son... Sí, como en el manicomio... jeje
Son millones de años los que llevamos engrilletados a la patita y... cuesta... Y te lo dice un hombre que se ha criado desde los 11 años entre mujeres... y pringaba en la casa... jo! que si pringaba... Barría, fregaba, me hacía mi cama antes de ir al cole... en fin... cosicas... y sé planchar encajes de trajecitos de niña... jejeje... y cuesta quitarse la melena y dejarla colgada de la rama de un árbol en la sabana. Jajajaja... Imagínate al resto... Bueno, de todo hay en este mundo... eh?
(No me gusta nada doblar sábanas... lo odio... jejejeje)
Besicos.

Jesús Arroyo dijo...

Hola:

Hace tiempo se creó “Adictos al Verso”, un blog, un espacio para musas y tinta, un juego donde poder participar sin otro fin que el literario, un reto para estar. Semanalmente se pone un reto y podrás añadir tu solución desde “Comentarios”.
¿Te atreves? ¡Seguro que sí!

La dirección es http://adiccionalverso.blogspot.com/

¡Nos leemos!

Carlota dijo...

Pues sí, cielo, fantástico, a mí me encanta... y esos pequeños a los que ahora educamos, serán así y mejor aún. Un beso, hermoso texto.

Oso conocido dijo...

No tengo dudas que ante la premura de los tiempos es bienveido el aporte de nosotros para dar una mano a la mujer en quehaceres que antes...Dios mío, era una especie de machismo que nada bien le hacía a la pareja.
Hoy la mujer lleva una vida muy compleja y necesita de la mano en quehaceres que hasta no hace mucho eran privaivas de Ellas.
Es un paso adelante...compartir todo conlleva armonía a la pareja.
BIENVENIDO SEA!!!


Con sentido común...buen post!!!

Te dejo mi abrazo...de Oso!...
querida Amiga!!!

Buen fin de semana!!!

Besos

Oso conocido dijo...

QUE TUS HORAS SEAN HERMOSAS Mª Ángeles !!!

Lola Bertrand dijo...

Muy buena esta reflexión, Angeles, yo tengo en casa un buen ejemplo....
Abrazos de mar.
Lola

Pilar dijo...

Pues sí, hay mucho más en común ahora y podemos felicitarnos de ello.