martes, mayo 26, 2009

EMPÍREO

Te miré y te miré y el cansancio por ti no aparecía.
Tu boca me hablaba y yo me sumergía en ella… demasiada sed acumulada.
Tus ojos me guiaban y yo les seguía… demasiado tiempo perdida.
Tu fuego me prendió y me convertí en tu llama… Caía la luz.
Mis dedos fueron recorriendo el vulnerable deseo… Se hizo la oscuridad.
Tu cuerpo, el mío, ya no estaban… Volaron.
El paraíso era, era…, eres tú.

15 comentarios:

TORO SALVAJE dijo...

Confieso que he tenido que recurrir al diccionario para saber el significado de Empíreo.

Ese es un buen paraíso, de los mejores que conozco.

Buen poema.

Besos.

Adolfo Payés dijo...

siempre me sorprendes con tus escritos. esta vez me sumergí en el cielo epicentro del amor, pasión escrita en el ser..

un gusto siempre leerte
saludos fraternos
un abrazo

besos preciosa

MarianGardi dijo...

Querida amiga, tu prosa ya era poesia.
TÚ ERES POESIA.
Mi hija me dejó esas palabras que hay debajo de su foto en una de mis entradas y yo las colgué en el Salón del blog.
Ya te lo he dicho al responder tu comentario.
No las he escrito yo, sino ella.
Besos y cariños

José Manuel dijo...

Creo que después de haberte llevado al paroxismo, me merezco un cigarrito, :-), aunque no fume...
Besos.

Jesús Arroyo dijo...

Si era un sueño o un recuerdo y los cuerpos volaron, habrá que hacerlo realidad. Si es presente... repetir y repetir y repetir.
Un beso, bella dama.

Pilar Moreno Wallace dijo...

Me desespera no tener más tiempo para detenerme con toda la frecuencia que quiero en tu blog. Me encuentro con estos versos, el acento poético para una imagen muy bien escogida.

guillermo elt dijo...

Vaya!!!... Relajada??? :)

Besicos.

goyo dijo...

Hola Rubia, que bonita poesía...
Estas radiante con tus versos Rubia.. me alegro por ti.
Un beso celoso...

ESENCIA DE MUJER dijo...

Hace muy poco tiempo que te encontrè y te sigo.Estoy acostumbrada a otros escritos de ti, aunque todos cargados de sentimiento.
Estos versos realmente deliciosos.
Un beso muy grande.

Letizia dijo...

Lo mismo me ocurre a mí: no me canso de mirar a mi Príncipe. ¿Crees que es amor lo mío o será que soy una mirona?

Besos de Princesa

Antonio Alfonso Alonso dijo...

...y tú y tú y solamente tuuuuuuú...

INÉS dijo...

Muy buen paraiso el vuestro.
Es bueno visitarlo a menudo y descubrir rincones que antes no existían.Bss

Maria Coca dijo...

Toda una sorpresa éste poema tuyo! Dulce y suave, sensual y apasionado...

Besoss

GAB dijo...

me quedo con esto" el cansancio por ti no aparecia"... esa es la naturaleza del deseo: incansable e inagotable...

Abrazos.

Luis y Mª Jesús dijo...

Vivir en un continuo paraíso, sin cansancio por el otro que se convierte en compañía íntima de por vida.
¡Maravilloso!. ¡Disfruta en tu paraíso!.
Besos