lunes, febrero 09, 2009

TODOS

Todos llevamos escondidas verdades en la solapa de la chaqueta, mentiras en los bolsillos, deseos en el monedero y miedos en la ropa interior.
Todos vivimos cosidos a una fachada que a veces es real y, otras, ficticia queriendo que los otros se la crean.
Todos en algún momento se nos ha tambaleado el armazón y en alguna ocasión nos hemos sentido perdidos.
Todos hemos sentido el fuego y hemos temido convertirnos en hielo y perder el amor, la pasión.
Todos nos hemos dejado arrastrar por el ego y hemos visto como nuestra sombra se hundía en el fango.
Todos nos hemos revolcado en las vergüenzas y tocado con nuestras yemas el pico de una estrella,
Todos somos sangre, agua, carne y polvo… Tal vez por eso llevemos nuestras verdades escondidas en el forro de nuestra piel y, a veces, las mentiras se nos escapen por la boca, y por los ojos salgan gritando nuestros miedos.
Somos hombres, somos mujeres de carne y hueso. Con sentimientos, virtudes, debilidades… Un arco iris cuyos colores a veces son reales y, otras, espejismo entre el deseo y la realidad.

14 comentarios:

MarianGardi dijo...

Tu escrito es maravilloso como nos tienes acostumbrados salvo una excepciòn:
Todos somos ùnicos, ninguno es igual a otro.
Por ello no es bueno generalizar.
Yo creo que hay seres autènticos, pocos, como los tesoros, pero los hay, gente que se demuestra tal cual, sin dobleces. Sin costuras que hacen cicatrices!!
calines et bises

Jesús Arroyo dijo...

Pues si!!! Has dejado aquí al noventa y ocho por ciento de los humanos. ¿Es eso ser, precisamente, humanos?
Es posible ¿verdad?
Un beso.

Wilhemina Queen dijo...

Holitas, me han otorgado un premio y es un honor para mí entregártelo a tí. Con todo mi amor te entrego el PREMIO AMISTAD

un abrazo enorme, Verónica desde
El Mundo de Wilhemina Queen

goyo dijo...

Si rubia, somos de carne y hueso.
Y con una gran mochila en la espalda
Un beso

Pilar Moreno Wallace dijo...

Hombres y mujeres, pero cada uno lleva sus propias dudas, sentimientos, luces, que nos determinan.
Todos tus textos dan para pensar: un buen ejercicio.

Inés dijo...

En el fondo todos somos lo mismo; solo cambia el envoltorio.Un abrazo

Shanty dijo...

Una gran verdad María de los Angeles, por eso es tan importante trabajar con uno mismo, para alcanzar la congruencia en lo que pensamos, decimos y actuamos.
Precioso y reflexivo post.
Besos,
Shanty

juan rafael dijo...

Será por eso que el viento no me levanta ni un palmo.

guillermo elt dijo...

Y todos deseamos ser amados... aunque lo ocultemos.

Y todos deseamos dar amor... aunque lo ocultemos.

Y todos lloramos nuestras penas... aunque lo ocultemos.

Y todos nos ocultamos... aunque paseemos desnudos a la luz del mediodía.

Besicos.

josé javier dijo...

Y porque somos vulnerables, imperfectos y débiles nos necesitamos los unos a los otros.
Un abrazo y hasta el sábado.
J.J.

amor y libertad dijo...

por eso mismo siempre hay que perdonar, porque nadie nos garantiza no cometer un día nosotros lo mismo que condenamos

un beso

El Señor de Monte Grande dijo...

Todos somos humanos, por lo que cometemos errores y tenemos aciertos, somos como decis un arco iris de sentidos, dolores, risas, lagrimas, etc etc.

Un beso desde MG

estela dijo...

Todos estamos hechos de sueño y realidad, de mentira y verdad, de carne y hueso.

un beso.

eltramonta dijo...

... y a algunos a veces se nos cae la esperanza por un agujero del bolsillo. Y persistimos en el agujero de la calle a que alguien no-anónimo recoja el guante y nos lo ofrezca sin maquillajes o al menos con palabras de utilería. Y dar vuelta el zapato y calzarnos los pies desnudos, y volver a empezar, redundantes en nuestra búsqueda del otro y de nosotros mismos.
Ahora te seguiré sistemáticamente, maldita palabra, esta de "sistemáticamente"
Abrazón de alma
Osvaldo