sábado, mayo 15, 2010

COMUNICÁNDONOS

El miedo, el desconcierto, son los enemigos de nuestras mentes. Extorsionan nuestros movimientos, la capacidad de discernir con objetividad qué sucede en nuestro entorno vital. Se apropian de nuestros actos con impune desparpajo llevándonos a hacer y decir incongruencias. Y lo malo es que nadie estamos libres de ellos y, el que supuestamente parece libre, tampoco está libre porque no es consciente que una dosis de temor bien suministrada nos hace precavidos y no por ello más débiles.
Todos aquellos que nos comunicamos tampoco somos conscientes de lo que nuestras palabras pueden traer consigo, ni tampoco somos a veces consecuentes con la responsabilidad de nuestra jerga. Hay mucha gente ávida de conocimiento que depende de una información para aprender, para avanzar… Me pregunto si esto serán conscientes los periódicos, las tertulias, la televisión, la radio.
No somos borregos, sino personas que queremos saber sin que nos manipule nadie; la capacidad de decisión, de pensamiento, es individual, nuestra exclusivamente.
Tú muéstrame qué pasa y yo decidiré; no decidas tú por mí.

11 comentarios:

Jesús Arroyo dijo...

Cantalapiedra:
¡Óle! por la última frase. Yo quiero lo mismo.
Besitos y buen San Isidro.

TORO SALVAJE dijo...

Los periódicos, las tertulias, la televisión y la radio están prostituidos por la política.

Es casi imposible saber la verdad de lo que ocurre.

Besos.

MarianGardi dijo...

Es verdad que la euforia o el fanatismo acostumbran a imponer sus criterios, demostrando su falta de tolerancia y respeto por los otros pensamientos u opiniones.
Poca inteligencia quien hace eso.
Un abrazo mi querida compañera de letras

roxana dijo...

DECIDEN SOBRE NOSOTROS PERMANENTEMENTE, NOS TIENEN COMO BOLAS QUE ARROJAN! QUE SOMOS PARA ELLOS????? ESTOY CON BRONCA Y LA EXPRESO EN MI BLOG TAMBIEN, DONDE DE OTRA FORMA DIGO LO QUE AQUI PONES!!!!
BASTA!!!!!! DE MANIPULACION Y DE METERSE CON NUESTROS BOLSILLOS Y PROYECTOS!
BESOS

Maripaz Brugos dijo...

Digo como Jesus, me encanta la última frase.

De todas las maneras, hace falta tener mucha capacidad de discernir los mensajes que nos envian, no todo es trigo límpio...

Un abrazo

Camino a Gaia dijo...

Esta confusión parece metódicamente orquestada. Los medios de comunicación son empresas privadas. Dirán cuanto sea necesario para ganar dinero. Estamos inermes frente a sus dueños. Ni si quiera podemos decir que comercian con la verdad, porque no es la búsqueda de la verdad lo que mueve los medios, sino el beneficio.

Pilar Moreno Wallace dijo...

Estoy de acuerdo; Siempre queda la propia decisión, pero cada vez te lo hacen más difícil.
Buen fin de semana.

INÉS dijo...

Creo que el objetivo es precisamente que no pensemos ni decidamos nada.Que lo hagan otros por nosostros...que seamos títeres a los que mover a su antojo.
es la única manera de que seamos útiles a sus intereses.
¡Que pena!

guillermo elt dijo...

Cierto... No puedo estár más totalmente de acuerdo contigo... Peeero... ya sabes de poderes, no??? el ejecutivo, el legislativo el judicial; y el 4º???... jeje... sí, los medios de comunicación... Un inmenso poder mediático.

Besicos.

Silvia García dijo...

"Intimo y Personal", me gustó mucho el título, por eso lo elegí, el texto, impecable.
Gracias María de los Angeles por tu visita, por conocerte, de a poco me iré enterando de tus otros espacios.
Me puse como tu seguidora.
Un abrazo y buena semana
Silvia

Luis y Mª Jesús dijo...

Hay muy pocos que quieran informar, ya no se lleva, ahora consiste en atiborrar de noticias que vendan, sin contrastar si son o no ciertas. Si resultan falsas es igual, si han producido efecto ya han conseguido el objetivo, si difaman a alguien basta, en el mejor de los casos, unas letras pequeñitas en un ricón para aclarar.
Y en el peor pero más frecuente de los casos, intentan engañar.
Así estamos.
Me acordé de ti, niña.
Un besazo