La 2ª edición de mis novelas tú lo has hecho posible

La 2ª edición de mis novelas tú lo has hecho posible
La 2ª edición de mis novelas tú lo has hecho posible.Un millón de gracias!!!

viernes, octubre 16, 2009

EL TELÉFONO

Han pasado dos décadas y aún recuerdo con total nitidez a aquella muchacha en el parque contando las maravillas de su trabajo. Había dos cosas que me sorprendían de ella: la ilusión que desprendía su voz al narrar en qué consistía su trabajo y lo enamorada que estaba de él. Esa mujer infundía en quienes la escuchábamos un mágico anhelo por emprender una aventura como la suya y… yo lo intenté. A ella le debo agradecer mi profesión, y con el tiempo me fui dando cuenta de lo importante que es nuestra actitud ante los demás; podemos llegar a ser una enciclopedia de conocimientos POSITIVOS sólo con nuestros gestos.
… Recapitulo aquellos primeros pasos en el aprendizaje de mi futura profesión con un par de libros debajo del brazo y una pequeña grabadora aprendiendo a hablar, a comunicarme, a expresar alegría, acogimiento, amabilidad sólo con modular mi voz; ésta sería mi tarjeta de presentación. Ella se convertiría en mi cuerpo, ojos y luz de mi trabajo.
Muchos años después, mi medio de trabajo se ha convertido en algo más que una profesión. Esos desconocidos con los que a diario hablo no cesan de hacerme guiños en afirmarme que no es cuestión de prestar un servicio más a la sociedad, sino de humanizar mi relación con ellos, esos seres anónimos que me han enseñado a que la voz no sólo te dice palabras sino comunica sentimientos.
Ayer, sin ir más lejos, el señor Farré, la señora Quintana, por ejemplo, me indicaron que el éxito no estaba en nuestros productos, sino que tras un teléfono no se hallaba una máquina pidiéndote datos sino personas amables, profesionales del ramo que daban algo más que un saldo en su cuenta. Un IVA extra y gratuito a un medio impersonal como es… un teléfono.
¡Buen fin de semana, amigos!

17 comentarios:

Adolfo Payés dijo...

Definitivamente los que son importantes ante todo. Ellos.. los anónimos que nos encontramos y nos enseñan siempre cosas nuevas..

Hermosa reflexión

Un abrazo
Saludos fraternos

Que tengas un buen fin de semana..

Adolfo Nivar Cedano dijo...

Asentía con la cabeza sin parar hasta terminar de leer lo que has escrito, porque gracias a esa primera experiencia para comunicar por teléfono que me has dado tú al contratarme aquella vez, confirmaba que es muy cierto lo que has escrito, y más en mi caso, que aun revelando por mi acento que era extranjero, muchos confiaron en la seguridad que le podía transmitir mi voz y por eso aceptaban la propuesta financiera que le ofrecía por teléfono.
Un beso y feliz finde :)

Felipe dijo...

Una voz amable y creible por sus palabras tiene asegurado que el interlocutor la va a escuchar.Ya lleva casi todo el camino andado.

Si a ello se une un producto bueno e impecable el éxito es seguro

Un abrazo

TORO SALVAJE dijo...

En definitiva la calidez humana.
Cada vez más difícil de encontrar.

Besos.

Máximo Cano dijo...

Me ha gustado la forma de relatar que tienes. Un acontecimiento sencillo, que para la protagonista fué importante y nos lo has hecho sentir así.

Volveré a leerte

Saludos

MarianGardi dijo...

Tienes una voz muy agradable que he tenido el gusto de escuchar, hablaba contigo y te imaginaba en persona a través de tus fotografías.
Un besote

call center dijo...

Definitivamente comparto contigo estas palabras y de verdad que una voz amable puede cautivar a la otra persona. Feliz fin de semana.

Higorca Gomez Carrasco dijo...

Que bueno es oír una voz amiga cerca de nosotros, poder leer aquello que nos hace sentir algo por dentro, en tus narraciones entramos como un personaje más de ellas.

Un abrazo

guillermo elt dijo...

Bueno, yo en estas cosas... Si el producto me interesa, no me importa la voz... No me gusta quemachuchen ... Eh!, eeeeh!! que me achuchen, digo para venderme cosas o p'edirme datos eh?... jajaja... Pa lo otro mencanta... :))

Pero sí hay que reconocer todo lo que implica escuchar esa voz.

Besicos.

Jesús Arroyo dijo...

Si es que el teléfono, en muchas ocasiones, marca, marca y marca. Te lo dice uno que no le guata pero que lo ha utilizado toda la vida para ganarse el pan.
Besos de finde.

Antonio dijo...

Lo que conquista es la cálida relación humana. Yo, por mi profesión y convicción, también lo he constatado.
Besos y buen fin de semana

joselop44 dijo...

Estoy de acuerdo, no hay máquina que pueda sustituir al ser humano. Mucho menos tener empatía y poder seguir una conversación.
Saludos

Nómada planetario dijo...

En su afán por recortar gastos, las empresas pretenden convertinos a todos en servidores de las máquinas.
Sin una persona detrás todo es como el arañazo sobre una superficie de acero, da dentera.
Besos de sabado embrollado.

Alodia dijo...

Sí que es muy importante hablar de manera dulce y acogedora cuando coges el teléfono. Esa herramienta que nos puede conducir a un buen trato con un cliente, o simplemente a reforzar una buena amistad. Feliz semana y un beso grande.

Pilar Moreno Wallace dijo...

¡cuánto tiempo sin pasar por aquí! Ha vuelto a ser un placer leerte.

Maria Coca dijo...

Un canal de comunicación que transmite mucho más que la voz, sin duda alguna.

Un abrazo.

Luis y Mª Jesús dijo...

Me gustaría que me contestaras tu al otro lado del teléfono cuando haga una consulta a mi Banco ¿el Santander? (de profesión espía)